Extraño calentamiento del Sol tiene consternados a los científicos de la NASA y la ESA

Astrónomos, astrofísicos y científicos en general de la NASA y la ESA están consternados tras notar un extraño comportamiento del Sol. Explican que a diferencia de cualquier cuerpo celeste en nuestro sistema planetario, la atmósfera del astro rey está más caliente que la superficie.

La Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) y la Agencia Espacial Europea (ESA) unen esfuerzos con dos sondas espaciales. Una registrará de cerca los datos de la atmósfera del Sol y la otra, desde más lejos, podrá captar información de la superficie.

El objetivo de la colaboración de ambas agencias espaciales es comprender mejor cómo la corona solar, la atmósfera externa del Sol, puede alcanzar temperaturas de hasta 2 millones de grados Celsius, mientras que la superficie del Sol, la fotosfera, tiene una temperatura de tan solo unos 5.500 grados Celsius.

La investigación se enfocará en el estudio de los campos magnéticos solares, que son los responsables de la actividad solar, como las erupciones solares y las manchas solares. Los científicos creen que esta región también puede desempeñar un papel en el calentamiento de la corona solar.

NASA

Los análisis utilizarán una combinación de datos de la NASA y la ESA para estudiar los campos magnéticos solares. Los datos de la agencia estadounidense incluye información de la sonda Parker Solar Probe, que se acerca al Sol a una distancia de solo 6 millones de kilómetros.

Mientras que la información de los europeos incluyen datos de la misión Solar Orbiter, que está orbitando el Sol a una distancia de unos 42 millones de kilómetros.

Los científicos esperan que esta colaboración les ayude a comprender mejor el extraño calentamiento del Sol. Este conocimiento podría ayudar a los científicos a predecir mejor la actividad solar, lo que es importante para la seguridad de la Tierra.

¿Cómo afecta esto a la Tierra?

  • Cambios en el clima: La corona solar está cargada de partículas que pueden interactuar con la magnetosfera de la Tierra, lo que puede alterar el clima. Las erupciones solares, por ejemplo, pueden enviar una ráfaga de partículas cargadas al espacio que puede interrumpir las comunicaciones y dañar los satélites.
  • Aumento de la radiación: La corona solar también emite radiación, que puede llegar a la Tierra. La exposición a la radiación solar puede aumentar el riesgo de cáncer de piel y otros problemas de salud.

Ir a la fuente
Author: Alberto Sandoval