Review | Detective Pikachu Returns: solo para fanáticos

Cuando Detective Pikachu llegó a la 3DS en 2016, no nos gustó. Tal vez fue por lo distinto que era: nunca habíamos visto nada parecido en la amplia colección de juegos de Pokémon. Su historia casual de novela policíaca fue fácil de resolver, y sinvceramente no llamo nuestra atención.

Sin embargo, tuvo una oleada de fans que amaron el juego. Incluso salió una película (que sí nos gustó). El Detective Pikachu y su diminuto sombrero de espiga han regresado, no resulta tan emocionante para nosotros, pero tal vez nuevamente si cautive a otro grupo de personas.

Un juego más largo

El juego se siente más largo que el anterior, un poco tedioso. Pero sigue siendo una aventura llamativa. Recordemos que en el primer juego, donde Tim Goodman y el detective titular ayudaron a detener la propagación de R, había una droga que provocó que Pokémon se volviera loco.

Sin embargo, las cosas parecen extrañas nuevamente en Ryme City, donde los Pokémon una vez más actúan de manera extraña y un misterio se gesta en el fondo a medida que resuelves otros casos. Además, está la cuestión de descubrir qué pasó con el padre de Tim y el compañero de Pikachu, Harry.

Una historia con más hitos

A diferencia del primer juego, donde R se introdujo temprano y el misterio involucraba quién estaba detrás de él, en Detective Pikachu Returns intenta algo diferente. Introduce muchas partes desde el principio sin revelar específicamente el propósito de los objetos desconcertantes, y luego se toma su tiempo para explicar su significado. Sin entrar en demasiados detalles, se roba una gema de valor incalculable, pero luego esa piedra se vuelve central para los eventos más importantes del juego: pero su verdadero propósito permanece desconocido durante la mayor parte.

Aunque hay muchas otras partes móviles, no es demasiado complicado descubrir su lugar en la trama y sigue siendo satisfactorio ver a estos puntos unirse. Sin embargo, el juego es un poco predecible y es muy probable que lo descubras mucho antes que los personajes.

¿Jugar o no jugar?

Va a depender mucho de si te gustó el primero o no. Sin embargo, que te gustara el primero, no es sinónimo de que aquello ocurra con esta entrega. La historia de misterio de Detective Pikachu Returns toma algunas decisiones extrañas e inesperadamente oscuras para llegar a su conclusión predecible y, como resultado, no está claro para quién es todo esto. ¿Es para niños pequeños que encontrarán correctos los acertijos simplificados, o para adultos que crecieron con Pikachu y pueden manejar los temas más maduros de la segunda mitad? ¿Es para quienes amaron el primer juego o no?

Sigue siendo una aventura alegre y animada con humor, con Pokémon únicos que conocer y un misterio que resolver, pero la resolución de misterios es larga. La jugabilidad es bastante básica, y sinceramente otra vez este detective nos desilusionó un poco.

Ir a la fuente
Author: Consuelo Rehbein Caerols